Terapia de PAREJA

Psicólogos para PAREJAS en Getafe y Leganés

La vida de la pareja, como le ocurre a las personas, pasa por diferentes fases. La mayoría de las veces la pareja se adapta y resuelve de alguna manera los cambios o dificultades que van apareciendo; situaciones laborales, la relación con las familias de origen, tener hijos, su emancipación, duelos, y tantas otras. Sin embargo, en otras ocasiones, la pareja no encuentra la manera de alcanzar puntos sanos para ambos. Algunos de los motivos que hay detrás de muchos casos de insatisfacción en pareja son los problemas de comunicación, conflictos, problemas sexuales, diferentes puntos de vista en la educación de los hijos, celos, infidelidades, diferencias individuales o hastío en la relación. En estos casos la terapia de pareja es una herramienta externa que puede ser de gran ayuda.

La pareja es un grupo de pertenencia (como la familia, la profesión…) y seguramente el más reducido de los grupos. Todos los grupos de pertenencia tienen algo en común y es que nos dan identidad, es decir, nos hacen existir con nuestras características propias. La pareja, entonces, es una relación con otra persona en la que nos sentimos existir. Pero, además, también nos abastece de otras necesidades como son la seguridad, el afecto y la intimidad.

Nuestras psicólogas de Getafe y Leganés están cualificadas y tienen experiencia en terapia de pareja y sexualidad. Así, tratarán de ayudar a ambos integrantes a que prosperen en aquello que les suponga un conflicto, así como potenciar lazos de unión que tienen que ver con este grupo de pertenencia reducido. La manera de realizarse dependerá de la problemática y de cómo sea la relación de la pareja en ese momento. Puede haber sesiones en la que se trabaje con ambos miembros de forma individual y otras en que se trabaje con los dos de forma conjunta, en ambos casos la sesión tendrá una duración de 60 minutos.

pareja-inicio

Terapia DE PAREJA

Es frecuente que las parejas lleguen a un punto en el que se planteen planes de futuro y compromisos a largo plazo; esto hace que surjan desacuerdos en cuanto a prioridades, estilo de vida que se busca, necesidad o no de tener hijos, etc. ¿Por qué es importante la terapia de pareja? Porque a partir de ella se trabaja en crear una camino de diálogo sobre estos temas tan delicados, de manera que cada parte tenga un espacio seguro en el que ordenar sus ideas, dejar claras sus prioridades y temores, y reconocer intereses comunes y posibles soluciones a este aparente choque de intereses. En Dana Centro de Psicología tenemos expertas en terapia de pareja que os pueden ayudar a trabajar vuestras diferencias.
La sexualidad es un área importante del ser humano, es un área que cambia y crece a lo largo de nuestra vida e incluye comportamientos sexuales, las relaciones sexuales y la intimidad. Esto puede tener que ver con disfunciones sexuales, o con malas dinámicas comunicativas: la existencia de temas tabú que impiden saber lo que le gusta a la otra persona, la creencia de que la otra persona no siente interés por el sexo, etc. Es la parte más íntima que en muchos casos sólo compartimos con la persona elegida. El problema en ocasiones es que, como todos sabemos, a veces no es tan fácil que funcione. Desde la terapia de pareja se puede trabajar cómo afectan los problemas existentes a la dinámica de la misma, contamos con grandes profesionales que os ayudarán.
¿Las infidelidades se pueden trabajar? Las infidelidades son un motivo de consulta muy frecuente entre quienes inician terapia de pareja y la crisis que desencadena. ¿Qué puede conllevar una infidelidad? Puede que aparezcan: falta de confianza en el otro, pocos incentivos para seguir comprometiéndose en esa relación, reproches y discusiones constantes, etc. En terapia de pareja se explora las posibilidades de reparación del daño causado, el perdón, la aceptación y valorar si existen motivos de peso por los que esa relación de pareja debería continuar.

 

Los celos son un tipo de desconfianza hacia el otro, y la desconfianza nos separa de la persona a la que queremos. Las causas que nos llevan a ser celosos pueden ser muy diferentes. Los celos excesivos pueden llevar a generar conductas dirigidas a controlar a la otra persona y se caracterizan por una preocupación descabellada sobre la infidelidad de la pareja, sin existir sospechas fundadas, generando emociones intensas como la ansiedad, la ira o la frustración.

Los motivos que nos llevan a ser celosos pueden ser:

  • No haber superado una traición previa y sentirte herido.
  • Dependencia emocional por la pareja.
  • Sentirte inferior o no merecedor de amor.
  • Considerar que la otra persona “te pertenece” y está obligada a dedicarnos atención exclusiva.
  • Problemas de inseguridad que te llevan a un miedo exagerado a perder a la persona que quieres.
  • Creer erróneamente que el sentimiento de posesión y los celos son síntomas de “amar” a esa persona.

Los patrones pueden ser muy diversos, pero siempre implican inseguridad, desconfianza y comúnmente problemas relacionados con la autoestima.

Los problemas de comunicación en la pareja generan discusiones, distanciamiento emocional, problemas de autoestima, ansiedad y estrés, irritabilidad, tristeza y soledad entre otros. Todos estos factores, si no son abordados adecuadamente, pueden desembocar en una separación.

Ante los problemas de comunicación en la pareja el trabajo terapéutico puede abarcar alguna de las siguientes opciones, siempre ajustándolo al contexto concreto de la persona o la pareja.

  • Fomentar la comunicación y la expresión de opiniones de cada uno de los miembros de la pareja
  • Tratar los puntos de discordia
  • Buscar soluciones intermedias, para reconducir adecuadamente la relación
  • Gestión de las emociones
  • Síntomas psicológicos derivados de la problemática, tales como: ansiedad, depresión, estrés, etc


El simple hecho de convivir bajo un mismo techo viene con una serie de responsabilidades y con la necesidad de ponerse de acuerdo para deiar claro quién se encarga de hacer qué. Esto puede llegar a ser algo difícil de gestionar para muchas parejas, siendo una fuente de frustración y de discusiones constantes. En estos casos, la terapia de pareja es un lugar propicio para expresar los diferentes puntos de vista y llegar a una solución en la que ambas partes llegan a un acuerdo y no haya alguien sacrificándose mucho más que el otro.

Nos importas

Tarifas y bonos

Tratamientos psicológicos de calidad y adaptados a cada persona en función de sus necesidades.

desde

42,5€

la sesión